Barra de herramientas de Www.ratondebiblioteca.es



22/2/14

ALPHONSE MUCHA (1860-1939)

Alphonse Mucha

   Alphonse Mucha nació el 24 de julio de 1860 en la ciudad de Ivancice, Moravia. Durante su infancia va a demostrar su talento para el mundo de las artes, destaca desde el principio como un magnifico dibujante y también por su pasión por la música. Así mismo es un hombre muy religioso y patriota, a los 19 se marcha a Viena, donde se inicia en el arte de la tipografía y la ilustración, pero también se va a dedicar a la pintura, haciendo retratos para la nobleza austriaca, murales, y decoración en el arte comercial. Consigue así algunos mecenas que le pagan estudios, después, en 1885, se marchara estudiar dos años en la Academia de Bellas Artes de Múnich, pero finalmente, a los 27 años, se marcha a Paris. Allí se inscribe en la Academia Julian, donde va a encontrarse con artistas impresionistas y postimpresionistas, pero pronto se traslada a la Academia Colarossi.

   Para ganarse la vida, va a realizar actividades graficas en un París en el año de la Revolución Industrial que prepara la propaganda para la exposición universal del año 1889, donde se van a demostrar los grandes avances y para lo que se trabaja en calendarios, libros, catálogos, etc. Demuestra su gran habilidad, su gusto decorativo, y va a empezar a tener cierto éxito, se ve inmerso en una corriente de artistas donde tendrá amistades y relaciones.

   También destaca como un magnifico fotógrafo y utiliza sus para sus trabajos de ilustración, en los que sobretodo van a aparecer sus amigos, el propio Gauguin posara para él. También va a dibujar para algunos periódicos, como “Le Figaro ilustrado”, la ilustración, pero también trabaja en una publicación especializada “the costume de theatre”. Gracias a estos ambientes y a esta revista va a conocer a la actriz Sarah Bernhardt. La conoce casualmente, porque le encarga un cartel para una representación de esta artista que era “Gismonda”.

Gismonda

   Obra de teatro escrita para ella por unos de sus amantes, que sitúa la acción en Bizancio con música gregoriana, el editor del cartel confía en él y a la actriz le gusta tanto el proyecto que le encarga trabajos durante 6 años, lo que le da fama internacional. El hecho de que fuera el cartelista exclusivo de Sarah Bernhardt no le impedía trabajar en otras actividades. Mucha se basaba en observar a la actriz, en obras anteriores, o en ver cómo iba a ir vestida. Los carteles son muy verticales, en los cuales aparece principalmente la figura del protagonista y el título de la obra de teatro. A la figura femenina la coloca sobre una plataforma y su ropaje sobrevuela y hace ese elemento decorativo de pliegues y dobladuras. Utiliza esos fondos que parecen también de un mosaico bizantino y a la vez una imagen muy hierática. Deja también un fondo blanco, más neutro. El traje es lujoso, y el pelo de la figura está decorado con flores.

   La dama de las camelias

La dama de las camelias

   El favorito de Sarah. La letra tiene una tipografía sinuosa, con curvas. La figura es alargada, formada por una línea gruesa y rasgos están sintetizados. Vuelven a verse las dobladuras del vestido.

   Lorenzaccio

Lorenzaccio

   La figura repite el formato anterior, alargado, formando una curva sinuosa. Al fondo, la presencia de un horror vacui de detalles decorativistas.

   Mucha también colabora con Sarah para los decorados, la puesta en escena, la decoración de vestidos e incluso de joyas. Entra además en el grupo de amigos de la actriz.

   Médée, 1898

Medea

   Es una versión de la obra clásica de Medea, nos lleva a esa vocación decorativa del mundo griego, como se ve en la tipografía de las letras. Medea aparece con sus hijos muertos a sus pies, es un mundo muy ilustrativo, con muchos detalles pero la letras se reducen a lo mínimo.

   La samaritana, 1897

La samaritana

   Aqui aparece una tipologia que Mucha desarrollará habitualmente, que es la figura en la que los cabellos se prolongan de manera exagerada. Se ve una filigrana de formas curvas, que se va enrollando y aparecen las líneas gruesas.

   Alphonse Mucha va a ser un artista que trabajará para el mundo comercial y la mujer será la principal protagonista de sus carteles, pero será una mujer más moderna y sofisticada, cuyos cabellos se convierten en un puro motivo de decoración, como sucede en el anuncio de “cigarrillo Job”.

Cigarrillos job

   Fue reproducido para el propio anuncio, pero después hará una edición de lujo para coleccionistas. Los cabellos de la mujer acaban doblándose y creando curvas y curvas, el humo del cigarrillo también traza un recorrido y crea una cenefa alrededor. Vuelve a utilizar los bordes para crear elementos muy ornamentales.

   Las estaciones, 1896

Las estaciones

   Nestlé´s food for infants. 1897

Nestle

   Muchos de estos anuncios serán pasados a seda.

   Benedictine, 1898

Benedictine

   Cubierta de la revista “la plume” 1897. Es un número dedicado a Mucha, aparece un dibujo suyo, con un gran Pegaso.

La plume

   Flirt, 1899, panel publicitario para las galletas del mismo nombre. Montado sobre cartón y destinado al interior de los almacenes. Cambia la composición, ahora aparece un hombre.

Flirt

   Biscuits Lefèvre Utile Flirt

Biscuit

   L´autriche, 1899, cartel compuesto para la exposición universal, parece también la mujer, la ciudad, las fábricas.

Lautriche

   Mucha trabajará con el joyero Georges Fouquet, para el cual hará diseños y ayudará a la creación de la decoración de la joyería. Al exterior de la joyeria aparece una mujer tallada en madera y el interior está decorado con motivos modernistas.

Fouquet

Fouquet

   También diseña joyas, como la mariposa, 1901, que es un peine.

Mariposa

   En febrero de 1904 se marchó a Nueva York para tener otras experiencias. Allí va a colaborar con una colonia checa, hará una serie de pinturas murales para una iglesia católica de Nueva York, pero llega un momento en el que es más solicitado para hacer retratos que carteles u obras comerciales, ya que el Art Noveau que practica está pasando de moda.

   Mucha decide hacer un gran proyecto, que es la representación de la epopeya eslava, hecha en tela, en la que narra la historia de los eslavos. En los últimos 20 años de su vida se instala en un castillo en tierras eslavas, donde pinta estas obras de 6x8 m. Las obras serán expuestas primero en Praga, y después en Nueva York y Chicago. Sin embargo, a los más jóvenes no les gusta, le parece una pintura realista, trasnochada, y su imagen de artista moderno se ve deteriorada. Alphonse Mucha murió en Praga el 14 de julio de 1939 a causa de una pulmonía.

Epopeya eslava

Epopeya eslava







Síguenos...